Educar con excelencia, ¿me lo explican?

Semana larga la que acaba de pasar...sobretodo cuando falta tan poco para que lleguemos al tope que estipulan los ministros para que la educaciòn sea la òptima, la de mejor calidad, la de excelencia.
Mientras escribo lo que escribo, yo, que soy de las viejas perito mercantiles, de las que escribìamos 40 palabras por minuto sin mirar el teclado, no encuentro las teclas porque me tiembla todo el cuerpo del ataque de risa y llanto a la vez, cuando leo lo que escribì en el pàrrafo anterior.
Que paradòjico, mientras escribo la escucho a Eladia... que es de esas que nunca deberìan decirle chau a la humanidad: "En el medio de este mambo y el delirio màs profundo, el cartel de primer mundo nos vinieron a colgar...si parece la utopìa de un mamao, se afanaron con la torta, el honor y la verdad".
Todo lo mìo va a parecerles siempre un delirio, es que soy asi, delirante, a veces àcida, a veces tajante y siempre muy directa... la dulzura creo que se la llevaron con la torta que se afanaron.
Excelencia educativa, si alguien tiene la definiciòn exacta y los medios para implementarla que me de un tubazo; en realidad yo sè lo que es, lo que no sè es porque otros que lo saben como yo no lo aplican y se les pega el: "Asi no se puede enseñar", "Estos ya no son alumnos, alumnos eran los de antes", "Que se haga cargo la familia", "Yo vine a dar mi materia, no a educarlos, educados tienen que venir de casa".
Un conglomerado de preguntas, onda cuestionario o mùltiple choice se me cruza por la mente y pienso, y digo y pienso porque si digo y digo, se arma la hecatombe o aparezco como la segunda crucificada famosa universalmente... y pienso ¿no?, por ahì iba, si asi no se puede enseñar, ¿por què no se pondràn un kiosquito? , si alumnos eran los de antes ¿tendremos que ir a dar clases a la Chacarita???, si tiene que hacerse cargo la familia y familia no hay, ¿le inventamos familias transgènicas...le adoptamos una que se haga cargo?.
Como podràn leer, todo lo mìo es demasiado retòrico, nadie me lo contesta nunca, pero todos vamos a fin de mes al mismo lugar y obtenemos la misma paga, los que nos encariñamos con los alumnos de ahora, los que intentamos darle un cachito de mamà y papà, los que aunque no podemos hacernos cargo, prestamos la oreja y escuchamos confesiones aberrantes de parte de los chicos y a pesar de todo eso nos queda tiempo para dar la materia con excelencia.
Ayer, justamente ayer, un alumno me preguntò: Profe ¿por què fulano de tal no quiere preparar tal cosa con nosotros??? En el medio en que me muevo el concepto de ètica està tan distorsionado, porque te hacen creer que lo ètico es decir: "no corresponde que hablemos de un colega entre nosotros, sin el colega presente" y el pobre pibe te queda mirando con la pregunta atravesada entre los ojos y la garganta. O las altas esferas te dicen que les digas, hablalo con fulana o mengano que se ocupa de eso, entonces el pibe, que hace años que por suerte ya no come vidrio, te dice: "-se lo dije, pero nos dice que porque bla, bla, bla, bla".
En realidad el de la alta esfera està tan alto que ni escuchò al alumno que està tan abajo; tiene un microchip instalado y no hay manera de resetearle el cerebro y hacerle entender que lo mìnimo que puede hacer es hacer que el que no entendiò que tiene que laburar, labure.
Si alguien de los que va a leer es docente y tiene ganas de hacer albòndigas conmigo, que me disculpe, escribo lo que siento y lo que veo, lo que percibo y lo que escucho, lo que no digiero y lo que no me gusta, porque lo que me gusta y me parece espectacular se lo digo al colega en la cara en el momento, lo felicito personalmente y no lo escribo, porque eso no me saca de las casillas.
Ahora, acuèrdense de Rafael (el cantante) y "Digan lo que digan, digan lo que digan..." Espero que me digan lo que tengan ganas. Hasta la pròxima.

7 comentarios:

Rapote dijo...

El que no tiene vocación docente, no debería ejercer la docencia.

Y esta es una inconveniencia que se da a todos los niveles y con todas las profesiones.

Y es que el porcentaje de jóvenes que realmente se dedica a hacer carrera en la ocupación, oficio o profesión que lo apasiona, tiene que poner -necesariamente y por fuerza en muchos casos- en la balanza su economía y la de su familia para ver si su proyecto es viable y, sobre todo, rentable en el corto o mediano plazo.

Así una piba se anota en una Escuela Normal y hace 2 1/2 años mas para ser "Maestra" pensando que al ejercer y con su salario podrá costearse luego otra carrera -la que ella realmente quería hacer- y así forjar su futuro soñado.

Luego por diversas y variadas circunstancias termina por no hacer nada mas que... Ejercer como Maestra. ¿Y cómo lo hace? Está a la vista...

Pasa con todo. Muchos ingresan en la Policía porque no hay trabajo y les resulta una salida laboral rápida y 'muy a la mano'. Pero en realidad lo que menos quieren es ser policías. Se dan los casos en los que, como en la película El Bonaerense, muchos que cometieron actos delictivos se inscriben en la fuerza... ¿Qué clase de policías podrán ser luego?

Así está todo. Gente que "trabaja de X" en lugar de "ser X".

Saludos,
Rapote

YO, la peor de todas dijo...

Gracias Rapote, es asì tal cual vos lo pintaste y para colmo de males, en la "Ciudad Autònoma de Buenos Aires" se declarò "Emergencia educativa", hace ya màs de un año, entonces hasta los peluqueros enseñan geometrìa porque total, el rulero es cilìndrico y algo deben saber al respecto, o sea.
Gracias otra vez.

Guty dijo...

Cuando arranqué en esto de la docencia, tenía ese pensamiento de hacer lo mío y que de todo lo demás se encargue el que corresponda. Me provocaba mucha angustia ir a dar clases, y lo hacía a regañadientes, más que nada por el sueldo, aunque siempre fui de hacerme cargo de mis compromisos y nunca le esquivé el bulto, pero las ganas no me sobraban.
Actualmente, y en especial en este año que ya termina, la cosa está mejoró notablemente, logré mucho más que en todos los años anteriores, los niños me respetan más y pude hacerles prender la curiosidad. Mi trabajo docente, del que antes renegaba, es el que mayores satisfacciones me dio en este año, aún cuando el otro sea el laburo de mis sueños.
Estaría bueno que todos los docentes se sientan cómodos en su actividad, que vayan a enseñar con alegría y convicción de lo que hacen, pero claro, es algo complicado.

YO, la peor de todas dijo...

Guty, gracias por leer la nota. No importa si en algùn momento no te dieron las ganas suficientes. Lo que màs me gustò es eso de que a pesar de que no es lo que verdaderamente te llena el alma, lo hacès con responsabilidad, y si este año te dio muchas satisfacciones, bienvenido sea.
Creo que es una de las profesiones que màs satisfacciones deja, porque se trabaja con la inocencia, en los chicos no hay maldad, hay espontàneidad, ellos te dicen de frente march, lo que piensan, lo que sienten y eso, por lo menos a mi, me da pilas para pensar que no todo es una mentira.
Los chicos te baten la posta, te ponen en tu lugar, te sacuden, te demandan, te reclaman, te hacen reinventarte cada dìa, disfrazarte cada dìa y salir al escena como si pisases un escenario.
Ahora, si, son los jueces màs implacables, y para eso hay que estar muy preparados, porque te salen con lo que menos esperàs.
Si te gustaron las satisfacciones de este año, ADELANTE, està permitido que te guste màs de una cosa.
Buenas vacaciones entonces, si sos colega.

Milenius dijo...

Creo que una de las cosas más importantes que saben los de las altas esferas (????) es que educar es revolucionario. Lo saben, por eso no les importa qué pasa con los pibes antes de ir a la escuela, mientras están en la escuela, cuando terminan la escuela. No les interesa el pueblo educado, porque el pueblo educado sabe, exige y no se deja engañar. Esto no es ninguna novedad, pero la cosa llegó a tal punto que es necesario recordarlo, y es necesario poner en práctica ALGO del mucho blabla que se escucha por ahí.
Este pueblo es tan adolescente a veces que enferma: muchos padres tienen hijos "de adorno", parece que los tuvieran para que les hagan juego con los muebles. Otros tienen hijos a los que no pueden mantener siquiera, mucho menos sentarse un rato por día para explicarles nada. Los maestros: los que hacen lo que pueden, los que no pueden nada, los que se quejan permanentemente, los que hacen mucho... Arriba, pero arriba bien lejos, las "autoridades", que no hacen un pomo. Y ahí están los pibes, boyando, muchas veces sin saber qué hacer ni para dónde ir, pidiendo por favor que alguien les dé bola...
Parece que muchos olvidaron que la educación viene de la casa y continúa en la escuela para continuar en la casa, y así...

YO, la peor de todas dijo...

Gracias Milenius, realmente me siento gratificada...
Es real, los pibes viven boyando y cuando encuentran donde amarrar no pueden ni creerlo, a tal punto que a veces se confunden y se cren que sos la vieja o el viejo que les falta...
Creo que uno de los principales lugares para transformar es la formaciòn docente. Son estos mismos pibes, que llegan a los empujones a terminar el secundario, los que despuès inician la carrera, porque es corta, porque se cobra siempre, porque hay laburo seguro...
Con esto me propongo contar cosas que quizàs muchos no sepan, el back Stage (se escribirà asì) del funcionamiento de la educaciòn. Mi objetivo es dar a conocer algunos aspectos desconocidos por la mayorìa. No puedo juzgar a las familias, porque la palabra parece haberse borroneado del diccionario, si sè que los profesionales de la educaciòn podemos hacer màs de lo que hacemos, pero para eso hacen falta ganas y vocaciòn.
Gracias por tus opiniones.

atina dijo...

¡Está buena tu observación!

Ahora... me quedaron unas preguntas -sin respuestas aparentes, o tal vez sí- a partir de lo que escribió el señor Rapote:

¿Qué es la vocación?

¿Qué es la pasión?/¿Qué es el ejercer?

¿Qué es el "trabajar de"?/¿Qué es el "ser" docente?

¿Existe un docentómetro que diga cuán comprometidx se está con la actividad?

Quiero aclarar que tuve maestrxs a lxs cuales hubiera preferido no tener, y luego compañerxs de magisterio que ídem, eh. Creo que entiendo un poco a lo que se refieren. Pero igual se me vienen estas inquietudes.

Espero no resultar molesta o demasiado ingenuota. (Rafaeeeel...) No, en serio. Es que me interesó mucho lo que planteaste, Yola.

Saludos.