Nueva experiencia


Hoy ni pienso tirar pàlidas hacia las imperfecciones de la educaciòn del paìs. Por primera vez, vivì la experiencia de acompañar a cinco alumnos a recibir premios por presentarlos en un certamen de microcuentos; realmente fue reconfortante, verle las caras cuando los nombraban, la satisfacciòn de ver el trabajo gratificado, hizo que como todos los dìas piense que enseñando se aprende... y esa es la mejor retribuciòn que esta profesiòn puede dar.

Quiero cerrar el dìa con ese pensamiento... Esforzarse todavìa, en algunos àmbitos, tiene su recompensa.

13 comentarios:

unServidor dijo...

Vos viste sus caras en ese momento...
Yo no creo que hayan sido muy distintas a la que viera quien estuviera atento -en ese mismo instante- a la maestra que regó esas semillas.

María Milena Sesar dijo...

Una de las satisfacciones más grandes que podemos tener es ver la felicidad de aquellos a quienes amamos. Y educar es, muchas pero muchas veces, amar.
Así que felicitaciones por saber educar/amar. Que no es fácil...
Un beso. ;-)

Cassandra Cross dijo...

Felicitaciones, de corazón. Y gracias. Gracias por educar, por tener esperanza, por no bajar los brazos.

Guty dijo...

Es lo que yo decía, por ahí es un trabajo desgastante, pero la docencia te da las mayores satisfacciones.
Felicitaciones a tus alumnos.

El Profe dijo...

Puede ser complicado, puede ser cansador, a veces puede ser desesperante, pero educando siempre se logran sembrar frutos.
¡Felicitancias!

no tan iguales dijo...

¡Claro que sí! Si dejamos de creer en eso ya nada valdrá la pena. ¡Felicitaciones!

YO, la peor de todas dijo...

La verdad, lograron arrancarme el lagrimòn... Gracias a todos, gracias, cargaron mis pilas un toco.
Mil, pero mil gracias por las palabras de todos

Zippo dijo...

Yo, cuando era niño, gané un premio provincial de composición escrita y gráfica de "La Campaña del Desierto".
Recién cuando crecí, pude explicarme el porqué de la felicidad que inundaba la mirada de mi maestra. O sea, cuando aprendí a valorar el esfuerzo por educar.
Muy buen post, Yo....

YO, la peor de todas dijo...

Zippo, por el talento que demostràs tener ahora, se puede percibir que siempre fuiste muy talentoso... Y con ese tema "LA CAMPAÑA AL DESIERTO", no sè que habràs puesto, pero no podès explicarte la felicidad que esa mujer seguramente habrà sentido.
Dicen que a veces los alumnos superan a los maestros, y eso es lo que busca un verdadero maestro, que el alumno se esfuerce por superarse y aunque no lo logre le quede la experiencia de haberlo intentado... Asi que mil graciassssss

María Gabriela Costigliolo dijo...

esforzarse siempre tiene su merito, lo que pasa que comoe stan las cosas en esta sociedad, pareciera que el esfuerzo vale mas en algunos lugares o ambitos mas que en otros....
saludos...

Rapote dijo...

¡FELICITACIONES A LOS SEIS!

Me alegro mucho y lo celebro.

;) Rapote

Ra dijo...

eso es lo que hace falta, educacion!

YO, la peor de todas dijo...

Ma. Gabriela, cuando entro al aula, siempre me olvido que la escuela està en medio de la jungla; intento pintarles un paraìso posible si le ponen ganas... quizàs sea lo que sueño cada dìa... Gracias tu comentario

Rapote, gracias por celebrar, levantemos las copas...

Ra, hace falta y mucha, y hace falta gente que quiera hacerlo con responsabilidad. Gracias.