¿Y si me quedo a vivir acá?


Los otros días, revisando las bateas de Blockbuster, encontré una comedia italiana muy linda que me gustaría recomendar “Pan y Tulipanes” es el nombre.

La podemos resumir así: ¿Y si me quedo a vivir acá?...

Seguramente muchos de nosotros hemos estado en algún lugar del mundo, que por su paisaje, encanto o lo que sea nos despierta ganas de quedarnos.

Bueno, esto mismo le sucede a Rosalba, una sufrida madre de familia que –en una excursión- es olvidada por los suyos en una estación de servicio. Mientras emprende la vuelta por su cuenta, decide hacer un alto en la ciudad de Venecia.

Encantada por la belleza del lugar se queda a vivir allí dejando atrás una vida rutinaria, un marido demandante (y atorrante) y dos indiferentes hijos.

Se trata de una de esas películas que se sienten como propias, que -a pesar de que la situación, al principio resulta un tanto inverosímil- poco a poco el director nos va ayudando a creer que es posible.

Rosalba, consigue un trabajo y un lugar para vivir, y hasta conoce a un gentil caballero. Mientras tanto, su marido -que ve peligrar sus platos limpios y camisas bien planchadas– envía un detective a buscarla.

Los enredos y personajes se suceden de manera natural, sin grandes sobresaltos pero con una calidad y ocurrencia que sorprenden.

Así, junto a Rosalba vamos descubriendo que las segundas oportunidades están a la vuelta de la esquina y que la vida cambia de un día para otro si uno se mantiene abierto.

Dirigida por Silvio Soldini (Le acrobate; Un´anima divisa in due) y con las bellísimas interpretaciones de Licia Maglietta (Luna Rossa; Viaggio in Italia) y Bruno Ganz (sí, sí, el mismo que hizo de Hitler en “La caída”, ahora es un amable camarero en una sencilla taberna de Venecia) esta comedia es un excelente programa para este fin de semana lluvioso que comienza.

Saludos y hasta la semana que viene!
Pedro Ignacio Costa

Nueva experiencia


Hoy ni pienso tirar pàlidas hacia las imperfecciones de la educaciòn del paìs. Por primera vez, vivì la experiencia de acompañar a cinco alumnos a recibir premios por presentarlos en un certamen de microcuentos; realmente fue reconfortante, verle las caras cuando los nombraban, la satisfacciòn de ver el trabajo gratificado, hizo que como todos los dìas piense que enseñando se aprende... y esa es la mejor retribuciòn que esta profesiòn puede dar.

Quiero cerrar el dìa con ese pensamiento... Esforzarse todavìa, en algunos àmbitos, tiene su recompensa.

Música de miércoles [0002]


En esta segunda entrega viajamos de Rumania a Serbia de la mano del genial Goran Bregovic -y su orquesta "Bodas y Funerales"- en memorable dueto con el no menos genial Ogi Radivojevic. El tema, seguramente conocido por todos porque formó parte -aunque no en esta versión- del film que Emir Kusturica pergeñó en 1995 y tituló Underground, se llama Mesecina ("Luz de luna" en yugoslavo):



Como el primer día

Hay unas publicidades que pasan ahora por la radio que dicen que no todo puede mantenerse como el primer día y hay una que me causa mucha gracia. Es la del nene chiquito cantnado (no se le entiende bien) dice algo como: "Mi mamá es la mejor porque me cuida" y después el mismo nene pasado mucho tiempo (15 años) y cantando heavy metal, tocando la guitarra y gritando: "inmundicia, no me gusta tu sonrisa, no me gusta tu paciencia, inmundiciaaaaaa".

Por Dios, me causó entre gracia y terror, esa sonrisa de pánico como cuando el plomo del laburo se te sienta al lado en el bondi y no sabés si reirte o gritar.

Educar con excelencia, ¿me lo explican?

Semana larga la que acaba de pasar...sobretodo cuando falta tan poco para que lleguemos al tope que estipulan los ministros para que la educaciòn sea la òptima, la de mejor calidad, la de excelencia.
Mientras escribo lo que escribo, yo, que soy de las viejas perito mercantiles, de las que escribìamos 40 palabras por minuto sin mirar el teclado, no encuentro las teclas porque me tiembla todo el cuerpo del ataque de risa y llanto a la vez, cuando leo lo que escribì en el pàrrafo anterior.
Que paradòjico, mientras escribo la escucho a Eladia... que es de esas que nunca deberìan decirle chau a la humanidad: "En el medio de este mambo y el delirio màs profundo, el cartel de primer mundo nos vinieron a colgar...si parece la utopìa de un mamao, se afanaron con la torta, el honor y la verdad".
Todo lo mìo va a parecerles siempre un delirio, es que soy asi, delirante, a veces àcida, a veces tajante y siempre muy directa... la dulzura creo que se la llevaron con la torta que se afanaron.
Excelencia educativa, si alguien tiene la definiciòn exacta y los medios para implementarla que me de un tubazo; en realidad yo sè lo que es, lo que no sè es porque otros que lo saben como yo no lo aplican y se les pega el: "Asi no se puede enseñar", "Estos ya no son alumnos, alumnos eran los de antes", "Que se haga cargo la familia", "Yo vine a dar mi materia, no a educarlos, educados tienen que venir de casa".
Un conglomerado de preguntas, onda cuestionario o mùltiple choice se me cruza por la mente y pienso, y digo y pienso porque si digo y digo, se arma la hecatombe o aparezco como la segunda crucificada famosa universalmente... y pienso ¿no?, por ahì iba, si asi no se puede enseñar, ¿por què no se pondràn un kiosquito? , si alumnos eran los de antes ¿tendremos que ir a dar clases a la Chacarita???, si tiene que hacerse cargo la familia y familia no hay, ¿le inventamos familias transgènicas...le adoptamos una que se haga cargo?.
Como podràn leer, todo lo mìo es demasiado retòrico, nadie me lo contesta nunca, pero todos vamos a fin de mes al mismo lugar y obtenemos la misma paga, los que nos encariñamos con los alumnos de ahora, los que intentamos darle un cachito de mamà y papà, los que aunque no podemos hacernos cargo, prestamos la oreja y escuchamos confesiones aberrantes de parte de los chicos y a pesar de todo eso nos queda tiempo para dar la materia con excelencia.
Ayer, justamente ayer, un alumno me preguntò: Profe ¿por què fulano de tal no quiere preparar tal cosa con nosotros??? En el medio en que me muevo el concepto de ètica està tan distorsionado, porque te hacen creer que lo ètico es decir: "no corresponde que hablemos de un colega entre nosotros, sin el colega presente" y el pobre pibe te queda mirando con la pregunta atravesada entre los ojos y la garganta. O las altas esferas te dicen que les digas, hablalo con fulana o mengano que se ocupa de eso, entonces el pibe, que hace años que por suerte ya no come vidrio, te dice: "-se lo dije, pero nos dice que porque bla, bla, bla, bla".
En realidad el de la alta esfera està tan alto que ni escuchò al alumno que està tan abajo; tiene un microchip instalado y no hay manera de resetearle el cerebro y hacerle entender que lo mìnimo que puede hacer es hacer que el que no entendiò que tiene que laburar, labure.
Si alguien de los que va a leer es docente y tiene ganas de hacer albòndigas conmigo, que me disculpe, escribo lo que siento y lo que veo, lo que percibo y lo que escucho, lo que no digiero y lo que no me gusta, porque lo que me gusta y me parece espectacular se lo digo al colega en la cara en el momento, lo felicito personalmente y no lo escribo, porque eso no me saca de las casillas.
Ahora, acuèrdense de Rafael (el cantante) y "Digan lo que digan, digan lo que digan..." Espero que me digan lo que tengan ganas. Hasta la pròxima.

Audrey Hepburn, una actriz a la que no le importaban los premios.


En la noche del 25 de marzo de 1954 dos continentes se enamoraron de la misma mujer. En Londres, la Academia de Cine Británica entregaba su máximo galardón y en Hollywood la Academia de Ciencias y Artes Cinematográficas entregaba también su premio Oscar.

La pequeña Audrey Hepburn, nominada a mejor actriz en las dos ceremonias y con sólo 24 años, ganó ambos premios en la misma noche por su actuación en el film de William Wyler “Vacaciones en Roma”.

Residiendo en ese momento en los Estados Unidos, Audrey pudo asistir únicamente a la entrega de los Oscar donde luego de muchos nervios le fué entregada la preciada estatuilla.

Poco después de finalizar la ceremonia y camino a la conferencia de prensa, la joven Audrey descubrió que había extraviado su premio. El Oscar no estaba en el asiento, no lo tenía su madre, ni su novio, simplemente había desaparecido. Los organizadores tuvieron que prestarle un Oscar de reemplazo, para que la prensa pudiera tomarle las clásicas fotografías.

A la mañana siguiente la estatuilla dorada fue encontrada en el baño del salón. “-…debí dejarlo ahí, después de la ceremonia, cuando me miré en el espejo y descubrí lo fea que me veía…” explicó humildemente la inmortal Audrey Hepburn poco después.

Como corolario de esta simpática anécdota, les recomiendo dos películas de Miss Hepburn -no tan conocidas como Breakfast in Tiffany´s o My Fair Lady- pero sin duda son dos obras de arte, que demuestran la formidable versatilidad de esta increíble mujer.

La primera es “Sola en la oscuridad”, un film de suspenso al mejor estilo Hitchcock, en la que nuestra estrella es una joven ciega que debe repeler a unos delincuentes que invaden su casa. Filmada casi en un solo lugar, este film del director Terence Young es una excelente joya del suspenso de los años sesenta.

La otra, “Dos en la carretera”, una excelente película que recorre los vaivenes del amor en una pareja que viaja por las rutas francesas. Dirigida por Stanley Donen esta película demuestra como el tiempo y el espacio son dos conceptos muy maleables en el cine, ya que la historia comienza contando el final, vuelve al principio y recorre las etapas intermedias alternativamente.

Un verdadero collage.

Saludos y hasta la semana que viene!

Pedro Ignacio Costa


Música de miércoles [0001]

Pues bien señoras, señores... y por qué no, niños.

Para no ser menos y continuar la fabulosa línea de otros blogs amigos que nos deleitan con clips musicales -casos Puente de Arena con su ya clásico Vierneeeesssss!!!! A bailaaaaarr!, Esclavos Celulares (a pesar de que nos está haciendo desear) con su inefable Música Que Duele y Mantantirulirula con su ya instalado Pump up the martes entre otros- BARACKE 4 se complace en inaugurar este ciclo intitulado:

"Música de miércoles"

El mismo irá por cierto, los días miércoles...

Y no habrá introducciones ni preámbulos sino que directamente publicaremos el videoclip de marras (en este caso la hacemos lunga porque, al fin y al cabo, es una inauguración solemne, ejem).

No esperen ver en Música de miércoles lo último de Shakira ni de Luis Miguel. Tampoco Los clásicos, ni el último clip de "Los 40 principales"...

Aquí le sacaremos el jugo a todos nuestros recursos (?) para brindarles temas poco conocidos y de los confines mas recónditos del planeta. Tal vez de ignotos intérpretes en ocasiones. O ritmos desconocidos, fusiones extrañas y hasta bizarras...

En fin, ya está presentado creo.

Arrancamos con este: Malademna de la mano de Shukar Collective (Rumania):



Sigo robando con las frases


A esta altura del año y con este calor se me ocurre poco y nada para escribir asi que seguimos con la entrega de frases varias:

"Los hombres siempre llaman locas a las mujeres cuando no pueden con ellas" - Anónimo (ahhh no se animó a decir quién es!).

"No se deben presentar con trompetas las decisiones importantes de nuestras vidas. El destino ha de emprenderse en silencio" - Agnes de Mille (algo andaba tramando Agnes).

"No hay árbol que el viento no haya sacudido" - Proverbio hindú (esto debe ser mi inconsciente pensando en el caribe y los huracanes).

Educar con ética, una utopía


Sè que voy a recibir muchos palos despuès de escribir esto. Pero de eso se trata ¿no? de expresar lo que se siente, de ir de frente y defender las convicciones y esperar que los que peguen los palos sean personas con convicciones, y el resto, que intente tenerlas.

Mis opiniones o aseveraciones sonaràn bastante diferentes de las del resto. Serà que no comencè por la docencia, sino por trabajar en una oficina de seguros, 11 horas al dìa, en donde no se veìa el sol, muy por el contrario, en esa època, mirarlo, estaba penado.

Entonces, llega el dìa en que elijo dedicarme a la educaciòn, a poder compartir con la juventud, mis experiencias, parte de mis errores, para que no los cometan y si, tambièn los contenidos necesarios para que puedan llegar a pisar las escaleras de la UBA, o las escaleras de algo bah!

Necesitarìa màs de una càmara oculta para que puedan comprender parte de lo que de ahora en màs me dedicarè a comentar.

"La educaciòn està en terapia intensiva, se necesitan dadores de sangre con voluntad y vocaciòn". Asi deberìa titularse el pedido de auxilio para cubrir todos los cargos vacantes que hay desde hace ya màs de un año en las escuelas porteñas, en todos los niveles. Hay cargos vacantes literalmente y hay cargos vacantes metafòricamente, de esos, hay a montones.

Y a uno no se le va el vicio de hacer las cosas con ètica, y obvio, la ètica fue diagnosticada como nociva hace rato, el problema es que no hay vacuna, pero muchos la consiguieron, como consiguieron el aceite con que se untan cada mañana, para que todo les resbale.

¿Quiènes son los algunos?, bueno esto comienza asi, no se pueden describir a los "algunos" en un solo toque, pero todos estamos implicados, todos, en cierta manera todos.

Entre la alternativa del mate, los bizcochos de grasa, el cafè y las facturas, o ponerse a laburar, yo tuve la desgracia de elegir la ùltima, y lo peor, es que no la quiero cambiar. Ni ahì que le voy a dar a los bizcochos, con lo que cuesta adelgazar un gramo.

La educaciòn està en terapia intensiva y algunos sostenemos la manguera del suero, y si el brazo se nos acalambra, seguimos; con una mano la sostenemos y con la otra escribimos en el pizarròn despintado y buscando una tiza como quien busca un lingote de oro: "La educaciòn es la mejor salida, es la que te va a permitir ser alguien."

Y el sachet del suero va consumièndose, entonces "algunos" abrimos el monedero y compramos otro, y ponemos la oreja y ponemos las ganas, y ponemos el hombro y ponemos el pecho y èste se nos hace pelota... y con la mochila llena de todo eso y la carencia de todo lo que dejamos en los pasillos y las aulas, llegamos a casa, donde nos esperan para que les demos una sonrisa y parloteamos como loros y contamos las injusticias que vemos y llenamos de mierda la mesa familiar, en pos de la justicia social.

Mi cabeza estalla, porque el enganche con lo que se vive es tal, que el descanso no viene, porque el suero se acaba y somos tan pocos los que hacemos la guardia... todo esto creo que el pueblo no lo sabe, se quedò en la època en que el 30 de noviembre nos ìbamos de vacaciones, y los quince dìas de las de invierno y se sigue escuchando: tienen tres meses de vacaciones, tienen vacaciones de invierno, laburan cuatro horas... (buaaaaaahhhhhh).

Okey, por hoy demasiada catarsis, ahora me gustarìa leer què opinan, què creen que le falta a esto que es lo màs importante que un paìs debe tener y està en ruinas hace rato: La educaciòn.

Por lo pronto sigo pidiendo con desesperaciòn, compañeros que quieran venir a donar sangre para sacarla pronto de terapia y aunque no le den el alta, la pasen a una sala comùn y puedan realmente visitarla "todos."

Hasta la pròxima.

¿YA 222? ¡¡SUPER!!


Esto es una conspiración oficial contra el número redondo. Sí, señor. Porque el número redondo cierra una puerta, impidiendo la entrada de aire fresco y nuevas ideas.

Porque todos celebran algo en número redondo, lo que transforma el festejo en remanido y trillado (uhhh, otra vez festejando los 500 o 1000 quéseyoces, etc).

Y, por sobre todas las cosas, es un hecho que a todos los que están creando algo, les cuesta horrores el número siguiente, por decir por ejemplo, el post 101, llegar a los 81 años, lanzar el coche nº10001, etc.

Es por esto que propongo celebrar los números de otra forma, el 333, el 10101 (capicúa), el 3,1416, el 77077, por tirar alguna idea. Yo, por mi parte, he decidido homenajear este blog en el número 222, poniendo a mis amigos Tibu y Rapo en la piel de dos superhéroes para evitar toda posible postura de humildad de parte de ellos que tan mal le hace a los festejos en general. Siéntanse cancheros, agrándense, piensen en lo grossos que son, que para eso los lisonjeo, qué tanto. He dicho.

¡Salud!
Update auspiciado por Fosfovita y Memorex comprimidos :
La idea original, original, primigenia, embrionaria, el manuscrito del Mar Muerto de los números es del amigo Unservidor. Pero vos viste cómo es esto, no se puede componer con la ventana abierta. Hecho el rescate emotivo, archívese.


Fotos celulares 3:


Fotos sueltas que quedaron por ahí en la memoria del móvil. Antes que 'tirarlas', las posteo...


Risa Garantizada

Algo que siempre pero siempre me hace reir es cuando veo películas viejas y veo a los galanes haciéndose los cacheros hablando por esos teléfonos celulares ggantes! No me puedo contener, es más fuerte que yo, pero si la película es seria pierde toda la seriedad en el preciso instante en el que en la pantalla aparece esto:

Premiados


El Sr. Zippo, desde su blog Zipcollection, nos otorgó el Premio al esfuerzo personal y bueno, aquí estamos exhibiéndolo con orgullo (aunque un tanto sonrojados):


A pedido de nuestra editora Tiburina este premio será otorgado a tod@s los que comenten ESTA entrada, como justa presea a nuestros asiduos lectores (que muchos de ellos no tienen blog y jamás reciben galardón alguno a pesar de ser fabulosos comentaristas).

¡¡GRACIAS ZIPPO!!

;) Y a todos Ustedes, por el esfuerzo de bancarnos. Siempre.

Palo para las chicas

Acá van más frases pero esta vez, bien machistas.

"Ninguna mujer contrae matrimonio por interés: todas tienen la astucia, antes de casarse con un millonario, de enamorarse de él" - Cesare Parese.

"Las mujeres tienen las mismas costumbres de los salvajes: adornarse con plumas, colgarse aros de las orejas, pintarse la cara y vivir conquistando a los vecinos" - Enrique Jardiel Poncela.

"Belladona: En italiano es una mujer hermosa, en inglés un veneno mortífero. Un ejemplo irrefutable de que ambas lenguas coinciden en lo escencial" - Ambrose Gwinett Bierce.

Brasevisto!