El Norte tambièn existe


En tercer grado comenzamos a enseñarle a los chicos a reconocer su paìs en el mapa, les mostramos el continente y ahì, se lo presentamos: gigante, brillante, con esos colores que lo caracterizan. Los tiene todos, el marròn, porque le abundan las cordilleras, el amarillo, porque le abundan las mesetas, el marròn clarito, porque està sembrado de bellìsimas sierras, y el maravilloso verde, porque tenemos una de las llanuras màs extensas que puedan divisarse en un mapa. Todo esto atravesado de lìneas irregulares que van desde el celeste claro, al azul intenso, porque se nos ha dado la bendiciòn de la abundancia de los rìos y toda la costa que nos permite la salida al mar.

Siguen creciendo y se les sigue inculcando que èse es su paìs, entero, de norte a sur, de oeste a este, pero crecen, crecemos, y los grandes sufrimos del peor de los males: la pèrdida de la memoria.

Comenzamos a pensar en nuestro propio mapa, el que nos importa, el que habitamos, luego, en vacaciones, algunos, tomamos aquel otro y elegimos algùn lugar nuevo para descubrir y cuando volvemos, lo volvemos a guardar. Nuestro universo se limita a lo que circunda la General Paz.

Todo este melancòlico y casi acusante discurso, no es para hacer sentir mal a nadie.

Tuve el enorme placer de conocer Salta y de llorar por sus calles (yo soy asì...), es terrible la marcada diferencia que existe entre unos y otros, una clase y la otra. Yendo a Salta uno puede vivenciar el verdadero feudalismo, sin necesidad de ver pelìculas èpicas.

Hoy, Tartagal, ayer, Tartagal, hace mucho, Santa Fe, mañana ¿a quièn le tocarà?. Todos ellos son nuestros compratriotas, en sus documentos dice: nacionalidad argentinos, pero màs allà de los aluviones, las tormentas, la desforestaciòn, la inutilidad quienes toman el poder, màs allà de todos eso, hay algunos, que fueron y seràn los eternos olvidados.

Contè en mi último post que estuve en Mina Clavero y que busco y rebusco hasta conocer al verdadero dueño de la tierra. Perdòn si aburro, pero necesito contarles un poquitito màs.

En uno de mis antojos, mi abnegado marido, me llevò a ver los tùneles. Un lugar paradisìaco con un rey que lo sobrevuela, lo cuida, lo circunda, con las alas desplegadas, mostrando su pecho blanco que puede confundirse con las nubes, marcando su territorio constantemente y demostrando que es el leòn de los cielos: El còndor.

Nunca habìa visto un còndor sobrevolando su territorio, atento, olfateando a ver en dònde puede conseguir el alimento diario.

Camino a los tùneles, esparcidos y camuflados del color de la naturaleza los ranchos de los habitantes, perdidos entre palmares (realmente creìa que sòlo habìa palmeras por la mesopotamia, asi que al respecto me desasnè); siguen con la costumbre de sus ancestros de marcar el territorio con pirquitas: - Porque la tieya es dura vio? No nos permite el alambrao.

Allì en medio de la nada humana y de la proliferaciòn de naturaleza viva, conocì a dos descendientes de comechingones. Una me vendiò unas flores hechas con tronco de palmera espectaculares. Està solita en la ruta, esperando que alguien pase, con una paciencia envidiable, nadie la conoce y sin embargo muestra una sonrisa de oreja a oreja.



La otra, nos hizo comer un chivito con papas fritas, que sumò unos cuantos gramos a mi esbelta figura. Me confesò que vivìa ahì desde siempre, "-todos los mìos eran de acà".



A ellas y a todos los que estàn olvidados por todos, este mi homenaje. Creo que ni deben imaginarse que van a verse retratados en un blog, lamentablemente o por suerte, no tienen la menor idea de lo que es.

Ellos son parte de nuestra poblaciòn, y estàn olvidados, por ellos no hay ni cacerolazos, ni manifestaciones, ni parecen tener necesidades, ni los visita el INDEC para tenerlos en cuenta en las estadìsticas, pero son argentinos.

Disculpen si en las fotos, van a tener que verme la cara a mi tambièn, eso puede causar un poco de impresiòn, pero hagan foco en ellos, si cortaba la foto, quitaba paisaje y verdaderamente serìa una làstima.

Por ùltimo, quiero compartir con ustedes, esta chacarera, que creo que resume un poco mi larga prosa, personalmente me encanta, espero vuestras opiniones. Saben que se acepta toda crìtica.

Traten de no insultarme, o por lo menos, hacerlo asi como livianito. Gracias por aguantarme.

Hasta la pròxima

13 comentarios:

Mona Loca dijo...

No sé por qué aun no me le he animado al Norte.

Y eso que tengo una persona que trabaja en una agencia de viajes y qeu no se cansa de recomendármelo.

Y sin embargo...

Cassandra Cross dijo...

Cómo le vamos a insultar este post.
Me conmueve que alguien se ocupe de recordar que hay un país que sólo se mira cuando pasan desastres como el de Tartagal y se ignora el resto del tiempo.

Gran abrazo.

Guty dijo...

A mi Salta me encantó cuando fui hace unos años (más de diez), y es verdad lo del contraste, uno se encuentra con lo mejor y lo peor de este país y de alguno vecino también.
Me encantan tus posteos, tanto este como el de Mina Clavero.

El Profe dijo...

yo vivo bien en el sur así que no me queda otra que subir hacia el norte... todavía tengo pendiente esazona :)

Muy buen post.

¡SALUDOS!

"Nano" BARBERÁN ZANGARO dijo...

Mendoza, Còrdoba y Entre Rìos Rosario. La lìena que se forma con esos puntos es mi norte dle paìs. Màs alla casi ltoda la historia de ls dueños de la tierra; sin embargo por cuestiones personales, me entusiasmò màs historia màs reciente, de gente llegada frìas islas llegadas en barcos a la Patagonia. ¡Cuànto nos cuesta, a muchos porteños, valorar a los sobrevientes, ex dueños de estas tierras, sin agregar en un comentario la palabra "pobre"...!

Zippo dijo...

Me hizo acordar a un corto y único viaje que hice a Salta hace unos años por trabajo; y hasta hoy no había encontrado palabras para expresar la disociación entre la belleza de nuestro norte, y la situación de los que habitan en él.
Claro, hasta que leí tu excelente post.
Parece que es simple : en Bs As, no se nota el despojo a los dueños originales;demasiado cemento tapa la tierra; en Salta, en cambio, como en casi todo el resto del país, esta misma tierra nos grita fuerte bajo nuestras suelas.
¿Será eso?(permiso, voy a pasar al baño)

YO, la peor de todas dijo...

Mil gracias a todos, tenìa bastante miedo de postear esto porque es difìcil encontrar gente que opine como uno o sienta lo que uno siente, tenà temor de aburrirlos.
Un gran abrazo cibernètico.

Ra dijo...

yo al norte lo asocio con el calor y al sur con el frio (?)

YO, la peor de todas dijo...

Hola Ra, bueno, por lo menos no estàs desorientado. El tema es que màs allà de las temperaturas, estàn los que las sufren...
Gracias por pasar.

Rapote dijo...

Ya voy a ir al norte. Pero mi próximo objetivo está en el oeste...

Saludos,
;) Rapote

PD: No conocía la chacarera eh. Buen aporte.

YO, la peor de todas dijo...

Rapote gracias, ta buena la chacarea y asi en forma de historieta es como que pega màs.
Un abrazo

Anónimo dijo...

Possibly the best post that I read all month =D

Anónimo dijo...

Dan ftw.